EL PODER DE LA LUNA.

El poder de la luna-7

EL PODER DE LA LUNA.

LA LUNA Y SU GRAN IMPORTANCIA SOBRE LA TIERRA.

La Luna es de vital importancia para la vida animal y vegetal, así como la responsable del equilibrio de los distintos ecosistemas con el medio ambiente.

La Luna es el único satélite natural conocido de la Tierra, es uno de los cuerpos celestes más admirados por la humanidad por ser de vital importancia y proximidad a la Tierra y, junto a las estrellas, es la que ilumina el cielo cuando el sol se pone y oscurece.

El poder de la luna

No se ha podido demostrar si la vida humana no existiría en la Tierra sin la presencia de la Luna, pero lo que está claro, es que sin ella, nada sería lo mismo.

Quiero hacerte partícipe de este dato curioso: la distancia orbital de la Luna, cerca de treinta veces el diámetro de la Tierra, hace que se vea en el cielo con el mismo tamaño que el Sol y permite que la Luna cubra exactamente al Sol en los eclipses solares totales.

El poder de la luna-2

 

¿Hay influencia de la luna en las personas?

Los Seres humanos sentimos una gran atracción por la Luna, siempre nos sorprende su naturaleza cambiante, al observarla buscamos vislumbrar el secreto de nuestros propios cambios emotivos.

Los seres humanos de todas las épocas y lugares han intuido que la Luna desempeña un papel esencial.

El poder de la luna-3

Cuando la contemplamos podemos adentrarnos en los secretos de la Vida y de nuestra naturaleza como seres humanos.

La observación de sus fases y de los fenómenos naturales ha llevado a relacionarla con el agua y el mundo femenino.

Como el pensamiento tiende a organizarse en torno a significados opuestos, a la Luna, húmeda, cambiante y femenina, se le contrapone el Sol, seco, invariable y masculino. Pero la contradicción sin juego resulta estéril.

La mezcla de lo femenino y lo masculino impulsa el cambio constante que genera la vida.

El símbolo del Tao, o del yin y el yang, con las mitades blanca y negra, cada una con un punto del otro color en su interior, es el signo más explícito de esta realidad.

 

 

LA LUNA LA GRAN IMPULSORA DE LA VIDA.

Sabemos a ciencia cierta que sin la luz y el calor del Sol, la vida no sería posible, pero sin la Luna?.

Sin la Luna los estudios han dejado constancia, que los polos magnéticos de la Tierra se invertirían cada mil años y no habría estabilidad para el desarrollo de la vida.

La intuición nos habla del vínculo entre la lluvia, la fecundidad de los animales y de la tierra, la salud, las plantas y hasta el destino del ser humano.

El poder de la luna-4

¿Cómo influye la luna sobre las personas?

La Tierra no sería fértil sin  la luz y el calor del Sol, tampoco sin la participación del  agua, que se asocia a la Luna en todos los rincones del planeta.

Hoy sabemos cuánto importa que cuidemos la estabilidad del clima o la calidad del agua si queremos que las próximas generaciones continúen disfrutando de la vida tal como la conocemos.

Un ejemplo obvio son las mareas, como es sabido, gracias a su fuerza de gravedad,  la Luna atrae las masas de agua  modificando el nivel del mar.

El poder de la luna-5

Las investigaciones también sugieren que  el satélite actúa sobre el flujo de la savia y el crecimiento de las plantas, algo que ya saben los agricultores desde la antigüedad.

También hay una relación con el ciclo menstrual que es seguramente fruto de la acción de la Luna a lo largo de millones de años de evolución; la duración de los periodos coincide y se han descubierto asociaciones tan significativas como que la ovulación y por tanto la concepción ocurre con más frecuencia en Luna Llena.

El calendario lunar.

El poder de la luna-6Un calendario lunar sirve para saber en cada momento la posición de la Luna y conocer que factores influye en tareas diversas, por ejemplo, es muy usado en los cultivos.

Los chinos, sumerios, babilonios o hebreos antiguos se regían por un calendario lunar.

Los mayas contaban el tiempo utilizando el ciclo de las fases lunares.

¿Cómo entender el calendario lunar?

Cada mes lunar corresponde al periodo entre dos momentos en los que la luna está exactamente en la misma fase.

Por tanto si tomamos como primer día del mes lunar la noche de luna llena, este acabará en la siguiente luna llena.

Cada mes lunar corresponde a 29,53 días solares, por lo que según el calendario lunar no haríamos distinción entre meses de 30, 31 o 28 días como ocurre en febrero en el calendario solar.

Fases principales de la luna

Luna Nueva:

Luna nueva

Esta fase nos ayuda a comenzar de nuevo, como la Luna, dándonos un impulso de energía e iniciativa para cerrar ciclos y comenzar otros nuevos.

Es un buen momento para pasar página, para incorporar hábitos, creencias, intenciones… para elegir las semillas de todo aquello que quieres plantar y dejar que florezcan en los siguientes ciclos.

Un momento perfecto para vaciarte de todo aquello que te sobra y llenarte otra vez.

Luna Llena:

Luna Llena

La energía de la Luna Llena es la más poderosa de todo el ciclo.

Es en este momento en el que nuestro planeta está exactamente entre ella y el sol y se encuentra iluminada al 100%, pretendiendo que nosotros hagamos lo mismo: brillar.

En este momento nos sentiremos más motivados, más agitados a nivel emocional y con una mente más clara. La energía es más fuerte los dos días previos y los dos siguientes a la fase lunar.

Cómo sincronizar(se) con cada fase lunar

1 – La luna nueva:

Comienzo del ciclo. Es un momento favorable para el recogimiento, visión e inspiración de todo lo que se desee poner en marcha los próximos 28 días. En la fase de luna nueva cada uno se enfoca en sí mismo.

Es la mejor fase lunar para iniciar nuevos proyectos, para comenzar cualquier tipo de cura depurativa o aplicar un tratamiento a una planta enferma.

También es la indicada para arar, podar, efectuar injertos o eliminar las hierbas parásitas.

Es el momento ideal para la meditación y la introspección. Fase indicada para restablecerse y acumular energías.

2 – La luna creciente:

luna crecienteLos rayos solares sólo iluminan una pequeña parte de la luna. Es la fase lunar indicada para sembrar todo aquello que requiera una larga germinación.

A medida que la luna va creciendo en luz, el organismo está más predispuesto a crecer y expandirse.

La fase creciente ejerce una influencia positiva en todo aquello que puede desarrollarse y multiplicarse, desde las plantas al dinero.

No son aconsejables, sin embargo, los encuentros sociales porque existe un exceso de impulso. Es tiempo adecuado para poner en marcha nuestro proyecto.

3 – El primer cuarto lunar:

primer cuarto lunarAl observar el cielo verás solo la mitad de la luna iluminada. Buena fase para la productividad y la aceleración de los trabajos diarios.

Esta fase carga las relaciones de buena voluntad, nos vuelve constructivos.

Las iniciativas de trabajo de todo tipo salen con ventaja, pero los encuentros sociales bajo esta luna con frecuencia se anulan en el último momento; aunque, si se realizan, suelen ser armoniosos.

En relación con las actividades que están en proceso y andando, pueden surgir nuevos elementos o dificultades durante esta fase. Es tiempo de superarlos.

La luna creciente es favorable para introducir cambios en viejos hábitos, modos de pensar, actuar, sentir.

Si quieres potenciar el crecimiento del cabello, córtatelo en esta fase, especialmente cuando la luna se encuentre transitando los signos de Tauro, Leo, Virgo o Capricornio.

4 – La luna gibosa:

luna gibosa

Es cuando el sol ilumina las tres cuartas partes de la cara lunar visible desde la Tierra.

Esta fase tiene lugar cuatro días antes de la luna llena.

La Luna Gibosa tiende a:

Unir, a conectar, nos empuja a comunicarnos con los demás.

Es un buen momento para relacionarnos porque creemos en los demás.

Las relaciones durante esta fase se pintan de esperanza.

Se tienen las ideas claras y las iniciativas de trabajo pueden tener óptimos resultados para quienes tengan una mentalidad realista.

Fase lunar inspiradora para los artistas, siempre que no se pierdan en sueños y tengan energía para concretar sus ideas.

5 – La luna llena:

La luna llena

Al observar la luna en el cielo vemos el disco lunar en toda su plenitud reflejando la luz del sol.

Todo lo que fue estimulado en la luna nueva y realizado durante las fases crecientes llega aquí a su máximo desarrollo, sean sus resultados positivos o negativos.

Con la Luna Llena:

Las personas son más receptivas.

Las relaciones sociales, más favorables.

La luna, llena de luz, inquieta los ánimos; la razón pierde terreno y se desatan las emociones.

Periodo muy propicio para la creatividad, para las citas románticas y para recoger los frutos de todo lo hecho a lo largo del ciclo.

Se está más eufórico y surgen situaciones con personas que traen respuestas o soluciones a los problemas.

Las iniciativas de trabajo reciben ayuda.

Uno se divierte al máximo en las reuniones de plenilunio.

6 – La luna diseminante:

luna diseminanteLa luna está iluminada casi completamente, pero no toda, le falta una pequeña parte.

En esta fase va disminuyendo la energía y se carga de agresividad la atmósfera entre las personas.
Estos días se subraya el componente de la resistencia.

Buscar trabajo en estos días es desaconsejable.

Las iniciativas tomadas por estas fechas difícilmente logran resultados positivos.

No se encuentra colaboración, se tropieza con obstáculos.

7 – La luna en el último cuarto menguante:

último cuarto menguante

Se ve iluminada la mitad de la cara lunar visible desde la Tierra.

Es el período adecuado para la introspección.

Durante estos días el tímido puede sentirse rebelde, el hombre de ciencia encuentra una nueva fórmula y el poeta vibra con sensaciones.

8 – La luna menguante (balsámica):

luna menguanteCierra el ciclo lunar.

También conocida como luna balsámica, o luna vieja, es favorable para el descanso.

Mientras la luna decrece en luz, el cuerpo también tiene tendencia a desprenderse de todo lo que sobra: es más fácil eliminar líquidos, grasas y toxinas, por lo que es buen período lunar para comenzar una dieta para adelgazar o una cura de desintoxicación y limpieza.

Esto aplica a todos los niveles: la casa, los archivos de Internet, las emociones negativas, etc. El cabello, cuando es cortado en esta fase, crece más lentamente, pero fortalecido.

No es tiempo de iniciar nada.

El ciclo se cierra y, al mismo tiempo, se prepara para un nuevo cúmulo de experiencias. Los proyectos que están andando deben ser concluidos; de lo contrario, tienen riesgo a dispersarse.

Un eclipse de Sol puede simbolizar la desaparición momentánea de nuestro potencial interior, sentimos ausencia de poder personal, de voluntad, de capacidad visualizar metas personales; en cambio, un eclipse lunar nos fuerza a comprobar nuestro pasado a la luz de la experiencia actual y puede relacionarse con confusión y momentos particularmente propicios para esconder y ocultar.

Espero que este blog, haya sido de tu interés.

Un abrazo:

Inés.

Tu tirada de TAROT al mejor precio

logo paypal

+34.644.56.25.88

+34.93.151.78.38

10 minutos……………7,00 €

20 minutos……………13,00 €

30 minutos……………18,00 €

40 minutos……………22,00 €

50 minutos……………28,00 €

60 minutos……………35,00 €

Deja una respuesta